100 Años de Historieta Argentina: Muñoz/Sampayo

José Muñoz y Carlos Sampayo, Alack Sinner: Fillmore (Alter, 1975). Milano Libri/Editorial Planeta-De Agostini.
  • Hablar de Muñoz/Sampayo no es lo mismo que hablar de José Muñoz y Carlos Sampayo, así en singular. Esto parece una obviedad, pero debemos pensar lo primero como una fórmula autoral surgida en 1974, desde la aventura europea que ambos habían emprendido tratando de sacudirse su descontento existencial y profesional. Una fórmula que aún sigue activa, y que sólo se ha hecho mejor y más compleja con el paso del tiempo.
  • Sin duda Alack Sinner es la matriz de la obra conjunta –y derivados como Sophie y El Bar de Joe -, personaje que sigue colándose en otras historias cortas y en Billie Holiday. De aquel primer detective mezcla de Richard Burton y Charles Bronson –e inspirado por el Zero Galván de Precinto 56 que Muñoz había dibujado a principios de los ´60, con guiones de Ray Collins-, hasta Carlos Gardel hay un camino recorrido por Muñoz/Sampayo que ha transformado la historieta al mostrarnos sus posibilidades, su oscuridad y su belleza, su compromiso político e ideológico desde el entretenimiento. Entre-tenernos, nos dicen los autores, es tenernos entre nosotros, es sostenernos contándonos historias los unos a los otros.
  • El dilema entre la ocupación de una posición en la industria y la construcción de una propuesta ideológica, de un decir político, se ve revelada en una secuencia de Chispas (1976). Salido de vuelta a la calle, Alack se enfrenta a su reverso y antecesor: el Dick Tracy de Chester Gould. Así, entre la izquierda y la derecha; entre el rol del aventurero reemplazado por el policía y el detective conservador del sistema represivo; en esa encrucijada se mueven Alack y sus autores. El trazo de Hugo Pratt, el claroscuro de Breccia y la definición de Gould sobre su propia obra: “una reflexión sobre la muerte.” Pero también algo mejor, en las palabras de Muñoz: “(…) nosotros somos todos como productos de luces anteriores (…) como si fuéramos estrellitas que se van muriendo, unas detrás de las otras; pero que se van comunicando un poco las ganas de tener luz”.

Publicado en “100 Años de Historieta Argentina”, en Comiqueando Online.

Anuncios
Etiquetado , , , , ,

Deja tu estocada

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: